My Experience-

Confirm
Close
taboga panama

Taboga, una isla encantadora

Publicado mayo 15, 2019 en Categories Blog Destacadas Cultural Activities

Antiguo refugio de piratas, la isla en el pacífico panameño es un genuino paraíso turístico a solo media hora de la ciudad de Panamá.

La distancia es mínima, apenas 12 kilómetros. Pero cuando pasas de la bulliciosa y a veces frenética ciudad de Panamá a la pacífica y amable isla de Taboga, pareciera que atraviesas un umbral hacia otro mundo. La isla reposa en las aguas de la bahía de Panamá y posee magníficas playas y un pueblito sencillo y cautivante. Pero además es dueña de una riquísima historia, debido al transcurrir de diversas culturas por su territorio y a los usos muy diversos que le fueron asignados a lo largo de su historia.

taboga panama

Isla de Taboga, foto por Editorpana – Own work, CC BY 3.0

Historia de Taboga

En 1510, solo 18 años después del arribo de Cristóbal Colón a tierras americanas, los colonos españoles se establecieron en Santa María del Darién. De allí saldría la expedición de Vasco Núñez de Balboa que más tarde arribaría al océano Pacífico.

Después de arribar al nuevo océano y poblar el archipiélago de las Perlas, la llegada a la isla de Taboga fue una consecuencia lógica por su cercanía con la costa. Su nombre original fue San Pedro y su nombre actual proviene de la palabra indígena aboga, que significa ‘abundantes peces’. Su iglesia es la segunda en antigüedad fundada en América Latina. Y desde Taboga partió la expedición que desembocaría en la conquista del Perú.

Los siglos siguientes la isla fue constantemente visitada como punto de encuentro entre los buscadores de perlas y otras riquezas marinas.

También los piratas fueron asiduos visitantes. En 1671, Henry Morgan destruyó la original ciudad de Panamá y dirigió sus tropas a Taboga. También se refugiarían allí los célebres William Dampier y John Hawkins, así como otros que buscaban abastecerse de bienes e insumos.

El puerto de Panamá

Mucho después, en los años 1849 y 1850 la isla de Taboga se convirtió en el puerto de Panamá. Tuvo un astillero de 100 metros de largo donde se reparaban barcos. El complejo portuario contaba con depósitos, muelle, viviendas, oficinas, talleres, un hospital y un cementerio. Hasta el día de hoy, se pueden encontrar huellas de aquellas remotas edificaciones. Su época de mayor prosperidad fue durante la fiebre del oro en California, pues la isla era un paso obligado para muchísimos viajeros. ​

En 1887, la visitó el pintor francés postimpresionista, Paul Gauguin, quien buscaba tranquilidad y paisajes naturales donde dedicarse a pintar. Estuvo unos cuantos meses y desde Taboga, partió primero a Martinica y luego a Tahití, donde finalmente se estableció.

paul gaugin

Paul Gaugin, Self-portrait, 1888, Museo van Gogh, Ámsterdam. WikiCommons

Hoy en día

Hoy, Taboga es un paraje dedicado fundamentalmente al turismo. Sus espléndidas playas, sus paisajes con abundancia de flores, la rica vida marítima, el senderismo, los deportes naúticos el avistamiento de ballenas; todo funciona como un gran atractivo para el viajero que no quiere apartarse mucho de la capital.

De la oferta hotelera de la isla, debemos destacar un lugar muy singular. En la cima de la isla existe un espectacular hotel, llamado Villa Caprichosa. Se trata de una hermosa villa con vistas espectaculares de la isla y espacios que funcionan como refugios y antídotos perfectos contra el fragor y el bullicio. El diseño de interiores fue realizado por la muy célebre Diane Burn, escogida por Architectural Digest como una de las TOP 100 Designers de 2010. Reconocida internacionalmente por sus trabajos en Roma, París, San Francisco, Nueva York y Porto Ercole, su exquisito trabajo aparece en múltiples libros y publicaciones especializadas en diseño.

Villa Caprichosa fue construida sobre una colina y ofrece diversas terrazas en sus tres niveles.  Pero además, posee un magnífico restaurante, llamado La Vista, y como su nombre sugiere, además de una excelente oferta gastronómica, ofrece una de las más espectaculares vistas de la isla de Taboga.

Para llegar a Taboga

Sugerimos utilizar el ferry, que realiza el trayecto desde la ciudad de Panamá.

Son 5 recorridos al día.

El viaje dura aproximadamente 30 minutos.

Información en info@tabogaexpress.com

 

*Foto de portada por Larish Julio